Etiquetas

jueves, 30 de agosto de 2012

Tecolutla

- Aquí estás –dijo el viejo cuando la mujer buscó lugar a su lado, en una de las bancas del parque, y apoyó la cabeza sobre su hombro izquierdo.
- Gasté mi vida buscando este lugar –continuó al sentirla cerca–. Ignoré a los míos para mirar la iglesia y los cuervos, el faro y la luz en el agua. Al leer el nombre del pueblo, sabía que vendrías. Pero pierdo mis fuerzas, ya no soy el joven que te soñó. Por lo menos no he cerrado mis ojos antes de dar contigo.
Ella sonrió. Buscó verlo de frente, y el viejo pudo completar el rempecabezas de aquel asombro parpadeante y lejano de sus nostalgias oníricas: el cabello enmarañado entre la brisa, los labios tatuados por la arena, los ojos suplicando un mar. Con un dedo delineó sus cejas, sus mejillas, su cuello. Ella se dejó tocar. Lo dejó llorar. Luego acercó su cuerpo al de él y le susurró al oído:

-Ya podrás cerrarlos. Déjame yo cierro tus ojos, déjame hacer mi labor.

domingo, 19 de agosto de 2012

Mitología

Puedo sacar un brazo de mi cabeza, un pie, una boca; puedo sacarla completa. Como una Minerva creciendo paulatinamente de Zeus, ella saldrá de mis pensamientos, entre jaquecas temporales y dolores de estómago, origen visceral, violentado, arrancando partes del cuerpo. Es un territorio intranquilo, un ruido volátil creciendo entre pensamientos, apoderándose de los recuerdos y de una que otra lectura. Puedo sacarla cuando la nombro. La vierto en el río para lavar olvidos, y me dejo caer lentamente hasta llorarla en la roca de hilos rojos. 

jueves, 2 de agosto de 2012

Introducción del 'Manual para hacer armas'

Tras adquirir este manual, usted tiene la alternativa de crear su propia arma de fuego. Es sencillo. Le daremos una serie de indicaciones sobre dónde conseguir y cómo producir el metal para desarrollar su propia Colt o Smith and Wesson en el garaje o frente a la televisión de su casa. Si el deseo es tener mayor alcance y poder, no hay preocupación alguna, solo debe pagar una tarifa especial y la edición extra del presente especial llegará junto al desayuno matutino con su familia.

No lo estamos timando. Con los nuevos tratados de libre comercio, las importaciones de productos ha fortalecido la confianza extranjera en nuestro país, ampliando las facilidades de compra y venta en tiendas hasta del sector armamentístico. Son precios tan bajos que ya los traficantes en barrios periféricos se ven con pocas posibilidades de desarrollo laboral en el ámbito bélico, preocupación dirigida a nuestros lectores. Por ello el impulso a lo nombrado en grupos de superación personal y de mercadotecnia como Do ityourself, orgullo claro de lo nacional y de la responsabilidad social de este honorable diario.